O "el nido del cuco", si te gusta más.

No son las 1000 mejores canciones de la historia, ni los 500 mejores poemas, ni los 100 mejores libros, ni tan siquiera las 10 mejores películas, ni los mejores sabores, olores o sensaciones. Son lo que se me ha pegado y sigue pegándose en la piel a lo largo de las décadas que he tenido la suerte de presenciar. Algo que a modo de Jukebox virtual, en el que pueda tener a mano la música, pinturas, fotográfias, etc. que se encuentran desparramadas a lo largo del camino.
Lo que silbo al caminar.
No es nostalgia y por supuesto que, cualquier tiempo pasado tan solo fue, anterior.
Escríbeme un comentario si en algo coincidimos.

sábado, 18 de diciembre de 2010

Achares

Amor empieza por desasosiego...
Sor Juana Inés de la Cruz

Amor empieza por desasosiego,
solicitud, ardores y desvelos;
crece con riesgos, lances y recelos;
susténtase de llantos y de ruego.

Doctrínanle tibiezas y despego,
conserva el ser entre engañosos velos,
hasta que con agravios o con celos
apaga con sus lágrimas su fuego.

Su principio, su medio y fin es éste:
¿pues por qué, Alcino, sientes el desvío
de Celia, que otro tiempo bien te quiso?

¿Qué razón hay de que dolor te cueste?
Pues no te engañó amor, Alcino mío,
sino que llegó el término preciso.




William Holman-Hunt - The Lady of Shalott




Fortress around your heart
Sting


Una fortaleza alrededor de tu corazón

Bajo las ruinas de una ciudad amurallada
torres desmoronadas y rayos de luz amarilla.
Sin banderas de tregua, ni gritos de pena
los cañones de sitio han estado machacándolo todo durante la noche
se tardó un día en construir la ciudad
caminamos por sus calles por la tarde
mientras volvía por las tierras que conocía
reconocí los campos donde yo había estado jugando
tuve que parar en mi camino por miedo
a pasar por encima de las minas que había puesto.


Y si construí esta fortaleza alrededor de tu corazón
te rodeé de trincheras y alambre de espino
déjame construir un puente
porque no puedo rellenar el foso
y déjame prender fuego a las almenas.


Después me fuí lejos a luchar en alguna batalla
que había inventado en el interior de mi cabeza
lejos tanto tiempo, durante años y años
tú probablemente pensaste o incluso deseaste que hubiera muerto
mientras los ejércitos están durmiendo
en mitad de la andrajosa bandera que hemos hecho
tuve que parar en mi camino por miedo
a pasar por encima de las minas que había puesto.


Y si construí esta fortaleza alrededor de tu corazón
te rodeé de trincheras y alambre de espino
déjame construir un puente
porque no puedo rellenar el foso
y déjame prender fuego a las almenas.


Esta prisión se ha convertido ya en tu hogar
una sentencia que parece que estás lista para cumplir
se tardó un día en construír la ciudad
mientras volvía por las tierras que conocía
reconocí los campos donde yo había estado jugando
tuve que parar en mi camino por miedo
a pasar por encima de las minas que había puesto.


Y si construí esta fortaleza alrededor de tu corazón
te rodeé de trincheras y alambre de espino
déjame construir un puente
porque no puedo rellenar el foso
y déjame prender fuego a las almenas.