O "el nido del cuco", si te gusta más.

No son las 1000 mejores canciones de la historia, ni los 500 mejores poemas, ni los 100 mejores libros, ni tan siquiera las 10 mejores películas, ni los mejores sabores, olores o sensaciones. Son lo que se me ha pegado y sigue pegándose en la piel a lo largo de las décadas que he tenido la suerte de presenciar. Algo que a modo de Jukebox virtual, en el que pueda tener a mano la música, pinturas, fotográfias, etc. que se encuentran desparramadas a lo largo del camino.
Lo que silbo al caminar.
No es nostalgia y por supuesto que, cualquier tiempo pasado tan solo fue, anterior.
Escríbeme un comentario si en algo coincidimos.

miércoles, 8 de abril de 2009

Trastos viejos


Un artista compone esta maravilla:




Bicicletas rotas

Bicicletas rotas, viejas cadenas rotas
con manubrios inservibles, afuera en la lluvia
alguien debería tener un orfanato para todas
esas cosas que nadie quiere más

Septiembre recuerda Julio
es tiempo de decir adiós.
El verano pasó, nuestro amor permanecerá
como viejas bicicletas afuera en la lluvia

Autos, manubrios
bicicletas para dos
corazones rotos en los que confías
Paracaídas, polainas
bolsas de dormir para dos
cadenas sentimentales serán

Adiós, adiós
dicen brillando en la vidriera
¿Por qué, por qué?
dicen desparramadas por el césped
 
Bicicletas rotas, no me digan, mis amigas,
están todas esas cartas prendidas a los rayos,
desparramadas como esqueletos en el césped
Las ruedas no girarán
cuando el otro se haya ido
Las sensaciones pueden cambiar en un segundo
cada vez que olvido.
ya que todas las cosas que me diste
siempre estarán, allí, rotas, pero nunca las tiraré.



y otro gran músico nos sorprende con esta:




Trastos viejos

Autos, volantes,
bicicletas para dos
júbilo con el corazón roto.

Paracaídas, botas del ejército,
bolsas de dormir para dos
celebración sentimental.

Compre, compre
dice el cartel en la ventana del negocio
¿por qué?, ¿por qué?
dice la basura en el patio.

Candelabros, ladrillitos para armar,
algo viejo y algo nuevo
recuerdos tuyos y mios.

Compre, compre
dice el cartel en la ventana del negocio
¿por qué?, ¿por qué?
dice la basura en el patio.

Cuando se mezclan dos obras de arte suele salir un pastiche pero, si quienes lo hacen, son otros dos genios como Anne-Sofie von Otter y Elvis Costello, pues sale otra obra de arte: