O "el nido del cuco", si te gusta más.

No son las 1000 mejores canciones de la historia, ni los 500 mejores poemas, ni los 100 mejores libros, ni tan siquiera las 10 mejores películas, ni los mejores sabores, olores o sensaciones. Son lo que se me ha pegado y sigue pegándose en la piel a lo largo de las décadas que he tenido la suerte de presenciar. Algo que a modo de Jukebox virtual, en el que pueda tener a mano la música, pinturas, fotográfias, etc. que se encuentran desparramadas a lo largo del camino.
Lo que silbo al caminar.
No es nostalgia y por supuesto que, cualquier tiempo pasado tan solo fue, anterior.
Escríbeme un comentario si en algo coincidimos.

domingo, 7 de junio de 2009

Stand by me

Músicos callejeros de diferentes países cantando, cada uno a su modo y maneras, 'Stand by me', una canción que popularizó en 1961 Ben E. King por iniciativa de Playing for change”, Fundación dedicada a dar oportunidades a músicos de la calle y mejorar así sus condiciones de vida, y a su vez demostrar el poder de la música para eliminar fronteras y solventar diferencias: la fundación les brinda a los artistas de los distintos países la posibilidad de dedicarse a hacer aquello para lo que son capaces y mejorar sus condiciones.



Quédate conmigo

Cuando cae la noche
Y la tierra está oscura
Y la luna es la única luz que vemos
No, yo no tendré miedo
No, yo no tendré miedo
Mientras tu estés, estés conmigo

Y cariño, cariño, quédate conmigo
Oh, quédate conmigo
Oh, quédate, quédate conmigo, quédate conmigo

Si el cielo que vemos arriba
Se derrumbara y cayera
O la montaña se desmoronase hacia el mar
No, yo no tendré miedo
No, yo no tendré miedo
Mientras tu estés, estés conmigo, estés conmigo

Y cariño, cariño, quédate conmigo
Oh, quédate conmigo
Oh, quédate, quédate conmigo, quédate conmigo.